El Salvador: Inicia campaña electoral

Los partidos políticos legalmente inscritos en el Tribunal Supremo Electoral (TSE) iniciaron desde las primeras horas del 1 de enero de 2015 la campaña política para los candidatos a diputados de la Asamblea Legislativa y el Parlamento Centroamericano, como estipula el Código Electoral.

El TSE confirmó que un total de 4,9 millones de salvadoreños están aptos para elegir a 84 diputados al Congreso unicameral, 20 representantes al Parlamento Centroamericano y 262 Concejos Municipales para igual número de municipios. La campaña para alcaldes arranca oficialmente el 1 de febrero.

En la campaña por concluir el 25 de febrero, el partido con mayor organización, movilización y presencia en el territorio nacional es el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), el primero en inscribir en su totalidad a sus planillas de los 14 departamentos del país y nominar a la mayoría de sus candidatos a alcaldes.

En el despliegue de este instituto político destaca la alegría de sus activistas no sólo agitando banderas en puntos estratégicos del país, sino en visitas casa por casa entregando las propuestas legislativas para el periodo 2015-2018. El FMLN actualmente cuenta con 31 diputados en el Congreso.

Mientras Arena, su principal adversario, tiene 28 escaños, tras sufrir la deserción de cinco diputados en la presente legislatura. Las prácticas autoritarias, verticalistas y excluyentes de este partido han provocado frecuentes riñas y divisiones internas terminando con la expulsión o retiro “voluntario” de directivos, alcaldes y diputados.

Esas prácticas nada más evidencia una parte y una forma antidemocrática de proceder de sus dirigentes, pues el problema más grave que arrastran desde sus cuatro infames gobiernos, es la descomposición progresiva de su estructura nacional corroída por la corrupción como su manera normal en el ejercicio del poder.

En  el presente han intentando “dar un viraje” a sus postulados, con sus reiteradas acusaciones y ataques a las obras gubernamentales, enviando mensajes apocalípticos a la población y de paso postulándose como “los únicos capaces de enfrentar los grandes problemas del país”.

La hipocresía y el cinismo es su bandera de lucha pues no tiene empacho alguno en declarar “su amor a El Salvador”, cuando la mayoría de sus ex funcionarios y ex presidentes de la república, cometieron los más escandalosos hechos de malversación de fondos, estafas, peculado y robos contra el erario público.

El amor, la solidaridad y el bien común no se declaran, se muestran con hechos concretos, beneficiando a la población más humilde y vulnerable, sin embargo, los ex funcionarios de los cuatro gobiernos de Arena se apropiaron de los préstamos y donaciones internacionales dirigidas a proyectos populares.

La población ha madurado y sabrá elegir a los diputados que más han trabajado por su bienestar aprobando leyes importantes y promoviendo causas justas como la investigación realizada por la Comisión Especial nombrada para recabar pruebas sobre los graves delitos de corrupción cometidos por el ex presidente Francisco Flores Pérez.

Muchas leyes aprobadas por iniciativa y los votos de la fracción del FMLN pusieron “a prueba a algunas instituciones del Estado, como el Órgano Judicial y la Fiscalía General de la República”, tales como La extinción de Dominio, la Trata de Personas y la creación de la jurisdicción ambiental.

La activa y decisiva participación de los diputados del FMLN, un hecho reconocido por muchos medios de difusión y periodistas asignados a la Asamblea Legislativa, permitió revelar muchos hechos de corrupción como los casos de Flores Pérez, CEL-ENEL y que a los responsables se les abrieran expedientes y fueran procesados judicialmente.

En todo caso, es de lamentar la tardanza y la evasiva del Órgano Judicial y de la Fiscalía para agilizar los juicios, incluir nuevos delitos (lavado de dinero, en el juicio contra Flores Pérez) para garantizar que en el país se siente un precedente más allá del puesto desempeñado por un funcionario.

De alguna medida es una deuda pendiente en el año recién concluido, porque grandes sectores de la población piensan en la existencia de conflicto de intereses, conspiración de sectores poderosos o simplemente de que “hay gato encerrado”, al menos en los casos de CEL-ENEL y en el de Flores Pérez.

El papel desempeñado por los diputados del FMLN ha sido encomiable y queda para el juicio de la historia analizar con objetividad y sin pasión alguna la labor como legisladores en el año recién concluido. Las elecciones de marzo serán ciertamente una especie de referéndum para los distintos partidos políticos.

Funte: http://www.portalalba.org/index.php/2014-03-27-16-48-36/2014-03-29-21-52-18/gobierno-y-democracia/2895-el-salvador-inicia-campana-electoral

Deja un Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *